La principal causa que se atribuye al auge de la acupuntura en occidente es debido especialmente a su eficacia para tratar el dolor.

Artritis, reumatismo, heridas, traumas físicos e incluso psíquicos... la experiencia del dolor es desagradable y condiciona la movilidad, las actividades cotidianas y el estado de ánimo. En definitiva condiciona nuestra capacidad de relacionarnos con el entorno. Por lo que el tratamiento del dolor requiere que sea lo mas eficaz posible.  

La acupuntura es especialmente eficaz en el tratamiento de los trastornos tendino-musculares, como la tendinitis, la artrosis, el lumbago, la ciática, la hernia discal, el dolor cervical... solo por poner unos ejemplos.  

En Medicina China el dolor es entendido como una deficiencia o un estancamiento de energía y de sangre. Así pues la estrategia fundamental del tratamiento consiste en nutrir o revitalizar el flujo energético y sanguíneo. Cuando la sangre y la energía se activan, vuelven a circular por los tejidos, se potencia la función de drenaje de sustancias tóxicas y células muertas y los tejidos se oxigenan. Se recupera así la movilidad y el dolor ha de tender a mejorar o desaparecer. 

Pero muchas veces el dolor forma parte de un sistema de alarma del organismo que nos avisa que otras partes del cuerpo no funcionan correctamente. Por lo tanto obsesionarnos en eliminar el dolor localmente sin tener en cuenta sus posibles causas, muchas veces no solo no es parte de la solución si no que puede ser contraproducente. Ya que estamos eliminando una señal que nos quiere dar una información valiosa. 

En realidad es mucho mas común que haya focos patológicos mudos e indoloros, los cuales provocan zonas dolorosas en otras partes del cuerpo, que zonas dolorosas que sean por ellas mismas la causa. La acupuntura tiene en cuenta este factor, razón por la cual en muchos tratamientos los puntos escogidos para tratar una patología estén alejados del sitio donde tenemos el dolor. 

Por ejemplo que en un dolor lumbar se haya tenido en cuenta que el dolor pueda tener su origen en una inflamación intestinal o en una seria de contracturas en la pelvis puede marcar la diferencia a la hora de los resultados.      

Acupuntura Poblenou Barcelona, terapias naturales: acupuntura, masaje terapéutico shiatsu, flores de Bach y terapias afines.    

Publicado: 27 de Febrero de 2016 a las 10:37