A nivel personal tipológico, lo que prodriamos decir de impatiens es que es una persona acelerada y por supuesto impaciente. 

Es una persona que piensa con mucha rapidez y es muy rapido captando las cosas. Su mente eminentemente prácica le obliga a ir al grano, por lo que tiene como contrapartida que no aborda en profundidad los asuntos que lleva entre manos, y muchas veces se queda con un analisis demasiado superficial de las situaciones.  

El problema que tiene impatiens con respecto a su mundo relacional, es que para él la vida va demasiado lenta y acaba siempre irritado con las personas o situaciones que no van a su ritmo. Este hecho hace que tienda a resolver él solo todos los problemas y se aparte de todo lo que él considera que enlentece "su ritmo". 

Impatiens es percibido como una persona brusca e indelicada ya que normalmente te arranca las tareas de las manos. Y para nada serviria ejerciendo profesiones como diplomático ni como psicólogo. Le torturan las colas y los atascos; no es que tenga prisa, su problema es que no puede ir despacio. 

En cambio es una persona espontanea y transparente, dice lo que piensa y nunca guarda segundas intenciones. 

Esta tipología de persona no se reduce en el plano mental, son personas hiperactivas que les cuesta mucho relajarse y sufren de rigidez muscular y contracturas. También tienden a sufrir de insomnio, migrañas y enfermedades gástricas. 


Acupuntura Poblenou Barcelona, acupuntura, masaje terapeutico shiatsu, flores de bach y terapias afines.    

Publicado: 23 de Marzo de 2015